+56 232784107  | +56 232784109 | +56 23278 4108

Úlceras por presión

11 Julio 2019

 

Las úlceras por presión, también conocidas como escaras, son lesiones que se producen en la piel por permanecer en la misma posición durante largos periodos de tiempo. Suelen aparecer en aquellas zonas del cuerpo donde el hueso está más cerca de la piel, como en los tobillos, los talones, las caderas, los codos y el sacro-cóccix.

 


Úlceras por presión

 

El riesgo de padecer úlceras por presión es mayor en personas con movilidad reducida, por ejemplo personas que permanecer largos períodos de tiempo encamados, personas en silla de ruedas, o que no pueden cambiar de posición.

 

No obstante, la mayoría de las úlceras por presión pueden evitarse. Pero, ¿cómo prevenirlas?

 

1. Examinando la piel al menos una vez al día, poniendo especial atención a:

 

 

2. Manteniendo la piel limpia y seca.

 

 

3. Realizando un buen manejo de la presión: para reducir el efecto de la presión sobre nuestro cuerpo          tenemos que considerar 4 elementos:

 

 

Cambios posturales

 

A la hora de realizar los cambios posturales tenga presente algunas consideraciones:

 

 

 Dispositivos de alivio de la presión

 

Existen en el mercado toda una serie de dispositivos diseñados para manejar la presión; son conocidos como colchones o cojines antiescaras. Hay de muchos tipos, aunque los más comunes son los sistemas de aire alternante; aunque lo que decidirá qué tipo de colchón o cojín será el riesgo que tiene la persona de padecer o sufrir úlceras por presión. Su profesional sanitario le asesorará en el tipo de colchón más adecuado para su caso. No obstante, podemos hacer una clasificación según el riesgo de padecer úlceras por presión:

 

 

Bajo riesgo

Personas que no han sufrido ninguna úlcera por presión pero en que la movilidad cada vez es más limitada. El tipo de superficies que utilizaremos serás colchones de espuma viscoelástica, colchones de aire estático o de aire alternante (celdas pequeñas).

 

Riesgo medio

Personas que ya han sufrido úlceras por presión u otro tipo de heridas y cuya movilidad es muy limitada. Aquí las superficies que utilizaremos serán de colchones o colchones de aire alternante (celdas medianas) o superficies de baja presión continua.

 

Alto Riesgo

Son personas cuya movilidad es prácticamente nula. Utilizaremos colchones de aire alternante (celdas grandes) o de baja presión continua.

 

Protección local ante la presión

 

Debemos proteger aquellas zonas de especial riesgo: talones, sacro, tobillos, caderas, etc. Para ello utilizamos apósitos de diferentes formas que se adaptan específicamente a estas zonas del cuerpo; uno de los más comunes son las taloneras para proteger los talones. Pero estos apósitos tienen que cumplir una serie de requisitos:

 

 

Estamos seguros que con estos simples consejos podrá entregar Más amor y Más vida a quienes ama.

 

 

 

 

 

 

 

Alejandro Silva Contreras

Kinesiólogo Ortopedias Más Vida.

Categoría: Noticias

Suscríbete a nuestro newsletter

Para conocer todas las novedades que tenemos para ti. ¡Te esperamos!

Ecommerce desarrollado por MitocondriaEcommerce desarrollado por Mitocondria
Los campos indicados con (*) son obligatorios.
Contáctanos